Absuelven a los seis straight edge acusados de enaltecimiento del terrorismo

La Sala de lo Penal, Sección Primera, de la Audiencia Nacional, la misma que hace un mes condenó a los ocho acusados de Altsasu a penas de hasta 13 años de prisión, acaba de absolver a los seis chavales straight edge de los delitos de enaltecimiento del terrorismo de los que venían siendo acusados.

Tras haber sido detenidos en noviembre de 2015, acusados de terrorismo, tras pasar uno de ellos 16 meses de prisión preventiva, tras salir todos ellos en libertad provisional tras abonar fianzas por importes de 30.000 euros, finalmente fueron acusados exclusivamente por un delito de enaltecimiento.

En el artículo El deshielo de la Operación Ice, sus abogados nos explicaron hace un par de meses que

en el caso de Straight Edge, recientemente se nos ha notificado el escrito de acusación de Fiscalía, la cual finalmente formula acusación exclusivamente por un delito de enaltecimiento del terrorismo, archivando el resto de ilícitos investigados. Esto a pesar de una instrucción que ha durado años, de las decenas de escritos y recursos presentados, de los varios meses de prisión preventiva de Nahuel (al que se le denegó la libertad hasta en cinco ocasiones, entre otras cosas por “la gravedad del delito investigado”). Ahora resulta que sólo había mimbres para acusar por un delito de enaltecimiento del terrorismo para el que el fiscal pide dos años de cárcel a cada una de las personas investigadas. Es decir, aún sin haber sido condenado y sin haber celebrado ni tan siquiera el juicio, Nahuel ya ha cumplido (en calidad de preso preventivo) casi toda la condena que solicita el Ministerio Público. Difícil de explicar al afectado, sin duda.

Otra de las consecuencias de las conclusiones del Fiscal es que lo que iba a ser un juicio contra una presunta organización terrorista, se ha quedado en el ya típico procedimiento contra tuiteros en el estado español. Y ello porque el grueso del material probatorio de la acusación se centra en una serie de publicaciones en la cuentas de Facebook y de Twitter que operaban bajo la denominación de Straight Edge Madrid. La más esperpéntica sin duda es, y citamos textualmente del escrito de acusación de fiscalía, “Goku vive, la lucha sigue”. Quizás se deba a que el nombre del personaje de Vegeta recuerda demasiado al veganismo propio de los Straight Edge. En cualquier caso, sin duda da una idea de hasta qué punto la elasticidad del concepto de terrorismo en nuestros tribunales está consiguiendo una deformación grotesca del mismo. Sería extraordinariamente cómico si no fuese peligrosamente trágico

Evidentemente, la frase de “Goku vive, la lucha sigue”, si bien es la más llamativa, no era la única que contenía el escrito de acusación. En El País se detalló todo el contenido de la acusación de la siguiente manera:

Eran un total de 12 mensajes de la web del colectivo SXE y 19 tuits de su cuenta de Twitter, que el fiscal recoge prácticamente al completo en su escrito. La mayoría son consignas genéricas, las habituales de círculos anarquistas contra el Estado. Lo más concreto son llamamientos retóricos a quemar bancos del estilo “Arderán vuestros cajeros”, “Muerte al capital” o “Capitalismo asesino”. Pero el fiscal también incluye en la lista un tuit que simplemente cita a un famoso personaje de manga de Dragon Ball (“Goku vive, la lucha sigue”) y otro cuya principal amenaza es la cita de un célebre filósofo de la Escuela de Frankfurt: “El día 14 de mayo de 2014, junto a una cita de Herbert Marcuse relativa a la necesidad de cambiar la voluntad de una sociedad que ha logrado tener lo que quiere, se publica la fotografía de un individuo con la cara tapada con un pañuelo y un cartel en blanco en el que se lee STRAIGHT XXX EDGE”. El hecho de que algunos de estos mensajes estuvieran acompañados de fotografías de sucursales bancarias atacadas fue una de las pruebas para acusarles de haber sido los autores de esas agresiones, ahora desestimadas.

Otras frases tuiteadas que cita el fiscal para justificar la acusación de enaltecimiento del terrorismo son “#HazFelizAAlguien y revienta bancos que nos sobran piedras, correr es gratis y la policía estará en el centro cuidando borrachxs”, o este otro escrito en la Nochevieja de 2014: “#Para2015Quiero que los petardos, cohetes y baterías sean usados para la autodefensa contra la represión”. O este otro: “Día 24 de marzo de 2014: refiriéndose a la empresa FALKEN S.A, se publica el comentario: ‘Esta empresa es la que provee de material antidisturbios al estado español. Está bien tener en cuenta a qué nos enfrentamos’, junto a una fotografía con el logotipo de dicha empresa”.

Hay otros que se antojan inofensivos, como este tuit: “Día 8 de junio de 2014, publicación del siguiente tuit: ‘ESTAMOS EN EL RASTRO VENDIENDO CAMISETAS’, y la fotografía de camisetas con diversos dibujos y eslóganes como ‘LA RESISTENCIA NO ES VIOLENCIA. ES AUTODEFENSA’”. Otros son más líricos, pero igual de vagos: “Vuestro veneno no quemará nuestro interior. Nuestro interior quemará vuestro veneno. Destruye todas sus mentiras. “XVX”, junto a la fotografía de un encapuchado que porta una especie de antorcha

La sentencia absolutoria da por probados todos los hechos de la acusación, pero considera que no son delictivos. “Es evidente que de lo actuado en el presente procedimiento se advierte como de la difusión en abierto de los videos e imágenes mediante la común denominación de Straight Edge Madrid, no consta haya generado el riesgo de acometer actos de terrorismo, siquiera en abstracto (…) Se advierte la existencia de una serie de comentarios y afirmaciones en el sentido de mostrar una posición de rebeldía, pero en modo alguno un ataque directo o indirecto al Estado y sus instituciones”, concluye.

Enhorabuena a todas las absueltas.

Más información sobre el caso:
– Entrevista a Nahuel: “La cárcel no es el final del camino, la vida y la lucha continúan allí” https://www.todoporhacer.org/entrevista-nahuel/

– Análisis de los golpes represivos contra anarquistas:  https://www.todoporhacer.org/nosotrosas-tambien-somos-anarquistas/

Lee otros artículos sobre libertad de expresión y enaltecimiento del terrorismo aquíaquí y aquí

Comparte y difunde
  • 158
    Shares