Escritos Contrapsicológicos de un educador social

Josep Alfons Arnau. Biblioteca social Hermanos Quero y www.primeravocal.org. 198 páginas

Josep Alfons Arnau fue un educador social que ejerció durante veintiséis años, pero no fue por eso por lo que le conocimos. Fue miembro del colectivo Esquicie, colectivo que además de realizar labor terapéutica con buenos resultados, editó a finales de los 90 la revista “El rayo que no cesa”, dedicada a la crítica contrapsicológica y la antipsiquiatría. Publicó varios artículos y dio charlas en diferentes jornadas por todo el estado. “Escritos contrapsicológicos de un educador social” recopila algunos de esos textos y ponencias, y los pone a disposición del/a lector/a, de manera que pueda hacerse una idea fácilmente de por dónde va la crítica al sistema de salud mental. Al tratarse de una recopilación de textos, nos encontramos ante un libro que nos pone delante muchas cuestiones de suma importancia que nos suelen pasar desapercibidas. Siguiendo con la tradición de la antipsiquiatría, el autor relaciona constantemente la locura individual con la alienación social, con las relaciones personales no horizontales y con una educación basada en unos principios, valores y metas, que muy probablemente acabarán sumiendo a muchas personas en la frustración más absoluta. Denuncia la escasa (por no decir nula) operatividad de la psiquiatría y psicología oficiales; explica sus razones de manera muy comprensible y sensata; señala cómo la industria farmacéutica impone las directrices que seguirán los/as psiquiatras buscando el mayor beneficio económico posible, por encima (y muchas veces, a costa) de la salud de los/as pacientes; repasa las aportaciones teóricas de la antipsiquiatría; da pautas concretas para afrontar situaciones de sufrimiento psíquico y nociones sobre cómo, en caso de necesitarla y decidir buscarla, encontrar ayuda en un/a profesional de la psicoterapia o el asesoramiento; y nos retrata, posicionándose, la situación de los/as menores en los centros de internamiento, ya sean de reforma o de tutela.

Nos encontramos, por tanto, ante un libro de eminente carácter didáctico, perfecto para introducirnos en la materia ya que señala y da referencias de muchos de los caminos por los que seguir investigando. No obstante, es una lectura recomendada también para quienes ya tengan conocimientos sobre la materia, especialmente para aquellos/as que se dediquen (o se estén preparando para hacerlo) a las llamadas ciencias “psi”: psicología, psiquiatría, psicoterapia, educación social, trabajo social, etc

Comparte y difunde